Campo

Luis Oliver

Resultado

Pumarín B (5 - 1) Alevín D

Crónica del partido

FALTA DE INTENSIDAD

La soleada mañana del sábado acogía un gran partido en el Luis Oliver con cierto aroma de revancha para nosotros, pues en la ida habíamos caído fatalmente por 2-9 realizando el que probablemente fue nuestro peor partido, por lo que todo el grupo tenía ganas de demostrar que la distancia entre ambos equipos no era tan abismal como había reflejado el resultado de la ida. El equipo entró muy bien en el partido con gran intensidad en las disputas, seguros atrás y generando juego en 3 cuartos de campo. El primer en avisar fue Joel que estaba siendo un verdadero incordio para la defensa del Pumarín, también Beltrán y Aitor que con su buena posicionamiento nos permitían recuperar la posesión muy arriba. El buen trabajo del grupo tuvo recompensa y en un balón filtrado para Aitor el portero saldría a despejar, Aitor no consiguió conectar con el balón y este quedaría muerto en la frontal, donde aparecería Joel para mandar el balón a la red. El partido se ponía de cara para nosotros, por desgracia el gol despertó al Pumarín que empezaría a jugar con mayor intensidad y a ganar las disputas y segundas jugadas que antes no había ganado. Poco a poco fueron terreno y la tragedia se mascaba en el campo, llegando el empate en una contra que finalizaría maravillosamente su dorsal número 10. El rival no se conformaba y en una falta demostraron lo que se estaba viendo en el campo, en una falta lateral, David dejaría un rechace en el área pequeña que nadie iría a despejar, el que si llegó fueron los jugadores rivales y de nuevo el 10 pondría el 2-1, clara falta de concentración. Y para poner la guinda a 15 minutos nefastos de los nuestros, en un balón dividido el número 10 iría con mayor decisión a la disputa que Dani Pérez, quedándose solo ante David y definiendo de gran manera completaba su hat-trick. Primera parte muy mala, con una gran falta de intensidad y de concentración.

La segunda parte fue otra cosa, esta vez sí los chavales salieron enchufados y ya no fue falta de intensidad, sino de suerte y de puntería. En el medio campo conseguíamos conectar varios pases que descolocaban a la defensa rival y abrían los carriles para nuestros extremos que tanto Aitor y Manu como Beltrán consiguieron aprovechar, especialmente Aitor que fue objeto de faltas continuas por parte de la defensa rival con posible roja incluida. Aunque a la contra generabamos peligro no conseguíamos traducirlas en ocasiones claras, a pesar de ello estábamos siendo mejores. Desafortunadamente el rival si que obtuvo mayor precisión, y primero desde la frontal y luego en una extraña jugada en la que ningún equipo sabía que había pitado el árbitro ya con el equipo muy echado hacia delante el Pumarín cerraría el partido. 5-1 al final, marcador algo abultado para lo que fue el partido, sobre todo la segunda parte en la que fuimos superiores. Se repite la misma historia de todos los sábados, entramos dormidos a los partido y cuando despertamos en la segunda ya es muy difícil poder darle la vuelta, a pesar de todo el trabajo de los chavales siempre es muy positivo. Este sábado recibimos a La Corredoria, con la ilusión de demostrar al igual que en la primera vuelta que tenemos la calidad suficiente como para plantarle cara.

Goles: Joel

¡¡¡1, 2, 3 ESTADIO!!!

¡Compártelo en tus redes!